Centenares de personas despiden a Alicia, la jugadora de baloncesto que falleció en el Palau compitiendo con su equipo

El dolor ha invadido el edificio consistorial de Benidorm. Centenares de personas han desfilado el pasado Sábado sábado para despedir a Alicia, la jugadora de 16 años del Club Baloncesto Benidorm que falleció el viernes en el Palau dels Esports de la ciudad tras desplomarse en la pista. La autopsia ha determinado que se trató de una muerte súbita, aunque la fallecida entró con pulso en la ambulancia del SAMU, donde volvió a tener otra crisis y finalmente perdió la vida.

“Ni te puedes imaginar lo que supone ver cómo una médico sale de la ambulancia y les dice a los padres que no ha podido hacer nada por salvar la vida de su hija”, comentaba el alcalde de la ciudad, Agustín Navarro, mientras no paraba de entrar gente a la capilla ardiente instalada en el salón de actos del Ayuntamiento. Caras serias, lágrimas, muchas lágrimas, silencio y mucho dolor. Un panorama desolador y deprimente en consonancia con la gravedad del suceso. “Todo se desencadenó el viernes para que pareciera una película de terror”, ha dicho Julián Romay, el presidente del club.

La impotencia se apoderó el viernes de todos los presentes. De la hermana, jugadora del equipo senior del club, que estaba en la grada. De su padre, delegado de campo del equipo junior donde jugaba su hija. Y del árbitro del partido, del entrenador del primer equipo de la Liga Asobal, Fernando Latorre, que entrenaba con los suyos en una pista contigua; de un jugador del primer equipo masculino de Liga EBA, Nacho Gaya, que es médico, y hasta de un enfermero que estaba en la grada viendo el partido. Ni todos ellos, ni el desfibrilador, que se usó de inmediato, ni el personal del SAMU que consiguió monitorizarla y llevarla con vida hasta la ambulancia, pudieron hacer nada más de lo que hicieron por intentar salvar la vida de Alicia.

La fallecida era hija del matrimonio entre un andaluz y una vasca, ambos emigrantes, y formaba parte de una familia completamente volcada con el baloncesto, en la que las cinco hijas de los dos hermanos son jugadoras del club. Él, además de delegado de campo del equipo junior femenino de primer año en el que estaba su hija, es el presidente de la Peña Bética de Benidorm. Y Alicia, plenamente integrada en la ciudad, formaba parte de la penya festera Al pa, pa, i al vi, com bojos, y estudiaba en el Instituto Mediterránia.

Las jugadores de su equipo llevaban juntas y escalando categorías desde los 10 años en un club con 200 jugadores. “Va a costar mucho sacarlas adelante”, ha comentado Julián Romay, después de ver cómo dos psicólogos hacían todo lo posible por ayudar a las compañeras de Alicia sin mucha suerte de momento. “En el club somos como una familia”, prosigue Romay, el presidente de un club especialmente perseguido por la desgracia.

Hace cuatro años falleció en un accidente de tráfico la jugadora del club Julia Ortiz, compañera de equipo de la hermana de Alicia. Ahora, la pista 6 del Palau lleva su nombre y todos los años el Baloncesto Benidorm organiza un torneo 3×3 en su memoria. “Estábamos haciendo un esfuerzo por revitalizar el club, pero ahora ya veremos…”, ha asegurado el presidente, que cumple su primer año al frente del club.

El escenario del salón de actos municipal estaba repleto de las coronas y ramos de flores que han ido llegando a lo largo del día. Algunas, de ayuntamientos como el de Calp, de donde era el equipo rival del Benidorm cuando se desencadenó la desgracia en pleno partido; otras de las asociaciones y peñas relacionadas con la familia o de diferentes centros educativos, empezando por el suyo. De la Federación Española de Baloncesto y hasta del FC Barcelona. Numerosos jugadores de la ACB, de otras categorías y de otros deportes también manifestaron su pesar y sus condolencias a través de las redes sociales.

Centenares de personas despiden a Alicia, la jugadora de baloncesto que falleció en el Palau compitiendo con su equipo
Centenares de personas despiden a Alicia, la jugadora de baloncesto que falleció en el Palau compitiendo con su equipo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *